Connect with us

Televisión

Manu Baqueiro e Itziar Miranda, ante el fin de ‘Amar es para siempre’: “Al principio estuvimos con muchos lloros”

Los nombres de Itziar Miranda y Manu Baqueiro son inseparables a los de Manolita y Marcelino, los personajes que llevan interpretando desde hace 18 años en las sobremesas de nuestra televisión. Primero en la iniciática Amar en tiempos revueltos (La 1; 2005-2012) y actualmente en su longeva continuación, A,ar es para Siempre (Antena 3; 2012-actualidad), que encara la última temporada de su historia. Porque como dice Baqueiro, “todo tiene un principio y todo tiene un final”, y el de Amar es para siempre promete ser “por todo lo alto”, según sus protagonistas.

“Al principio todos estuvimos con muchos lloros y lágrimas, pero no sólo de tristeza, sino también de emoción, de decir que ha llegado el momento de acabar”, comenta Miranda, junto a Baqueiro, durante el FesTVal de Vitoria. En este sentido, la actriz celebra que la serie vaya a finalizar en “un momento precioso” como el que está viviendo actualmente Amar, con una “audiencia increíble”, “un elenco brutal y unos guiones increíbles”. “Lo bonito es que no estamos desgastados ni en el punto de que a nadie le interesa la serie”, coincide el madrileño.

De momento, ni él ni su compañera saben cómo será el esperado final, pero sí tienen claro que no quieren muertes y sí mucha emotividad y encuentros familiares. En cualquier caso, sí hay algo que morirá con el final de Amar : la vida que hasta ahora llevaban sus dos actores más emblemáticos. “Va a ser un cambio de vida y tienes que hacer un trabajo. Porque levantarte todos los días a las 6 con tu seguridad, tu sueldo y tu serie, pues bien, pero ahora tienes que volver a buscarte la vida, que es de lo que va esto”, apunta Baqueiro

Sin embargo, ofertas no parece que les vayan a faltar. “Somos unos afortunados en la profesión, porque desde que la gente sabe que Amar se acaba hemos recibido muchos mensajes y muchas llamadas de gente que quiere trabajar con nosotros y que ha dicho: ‘Anda, por fin podremos trabajar con vosotros dos’. Y esto puede salir o no puede salir, pero es hermoso”, reconoce Miranda.

¿Cómo habéis vivido este tiempo desde el momento en el que os dicen que la serie llega a su fin?

Itziar Miranda (I.M.): Nos lo dijo Edu [Casanovas, director y productor ejecutivo] y al principio todos estuvimos con muchos lloros y lágrimas, pero no sólo de tristeza, sino de emoción, de decir: “Ha llegado el momento de acabar”. Y además es que no acaba porque vaya mal, no; la audiencia va increíble, incluso mejor que otros años, estamos en un momento precioso de Amar, con un elenco brutal, unos guiones increíbles y es cuando te dicen: “Amar acaba”. Y así lo vives con más emoción, sabiendo que es bonito que nos hagan acabar así y que la cuiden así antes que pensar: “Ya me lo esperaba, porque estábamos haciendo una audiencia horrible”. Lo ves como un regalo, como una forma de pensar a ver qué nos depara luego la vida, y de que aquí, ahora en el presente, acabemos Amar con burbujas.

¿Habéis pensado ya cómo va a ser ése primer día en el que os levantéis en casa y no tengáis que madrugar?

Manu Baqueiro (M.B.): ¡Yo me voy a Brasil en cuanto acabemos!, no te voy a decir la fecha para no dar pistas [risas]. Son muchas sensaciones. Primero, cuando te dan la noticia te quedas un poco en shock, pero luego ya dices que son muchos años ya y es una etapa, y lo bonito es que no estamos desgastados ni en el punto de que a nadie le interesa la serie, sino que vamos a acabar por todo lo alto. Y efectivamente, va a ser un cambio de vida y tienes que hacer un trabajo. Porque levantarte todos los días a las 6 con tu seguridad, tu sueldo y tu serie, pues bien, pero tienes que volver a buscarte la vida, que es de lo que va esto. Yo creo que va a haber mucha pena, mucho orgullo, mucha satisfacción y también muchas ganas de otras aventuras. Todo tiene un principio y todo tiene un final.

I.M.: También es verdad que somos unos afortunados en la profesión, porque desde que la gente sabe que Amar se acaba hemos recibido muchos mensajes y muchas llamadas de gente que quiere trabajar con nosotros y que ha dicho: “Anda, por fin podremos trabajar con vosotros dos”. Y esto puede salir o no puede salir, pero es hermoso.

¿Alguna de esas ofertas pretendía aprovechar la química que hay entre vuestros personajes?

I.M.: Creo que no…

M.B.: ¿No te has enterado todavía? [risas]. Luego te explico en privado. ¡Pide mucho!

I.M.: Creo que son proyectos independientes el uno del otro, que eso también va a ser… ¡a ver con quién tengo yo que besarme a partir de ahora!

M.B.: ¡Yo es que me voy a poner celoso cuando te vea en la tele besando a otro, tía!

I.M.: De hecho, la gente por la calle cuando me ve con mi marido de la vida real, me dice: “¿Dónde está tu marido?”. Y digo: “Aquí”. Y me dicen: “No, el de verdad”. Pero creo que somos unos afortunados, y yo más que plantearme qué va a pasar el día después, que es algo que todavía no me había planteado, e igual tengo que ir al psicólogo mañana para trabajarlo, me planteo cómo vamos a acabar. Yo no sé cómo va a ser esa última secuencia, espero que sea de llorar y que sea emocionante porque no sé cómo la vamos a afrontar nosotros y todo el equipo que hay detrás de las cámaras con los que tantos años llevamos, porque llevamos doce años en Antena 3, pero llevamos más años. El 90% del equipo es el de siempre y hemos crecido juntos.

¿Sabéis cómo va a ser el final?

I.M.: No, pero nos encantaría saberlo.

M.B.: Yo sé cosillas, pero no te las voy a contar. Es que, hija, tu muerte va a ser muy dura [risas].

I.M.: ¿Qué preferiríais, que muriera Marcelino o Manolita?

¿Qué final os gustaría?

I.M.: Morir, no.

M.B.: Yo prefiero morirme yo a que se muera Manolita.

¿Una reunión con los hijos?

M.B.: Eso sería bonito. A mí me gustaría un encuentro familiar a lo grande, con toda la familia que hemos tenido, primas… Sería muy bonito. Pero yo no tengo ni idea de cómo va a ser el final.

Para vosotros, ¿cómo va a ser el no veros cada día?

I.M.: Bueno, vivimos al lado y nos vemos en el gimnasio, así que igual sí que nos seguimos viendo.

M.B.: Y nos vamos a ver desde otro lugar que también va a molar mucho porque vamos a quedar para tomar un vino, no pasar un texto.

I.M.: Sí, y es que ahora hace ya un tiempo que, por cosas de la vida, no quedamos para tomarnos un vino en condiciones porque nos vemos todo el día y luego quieres hacer otros planes.

M.B.: Y ver a otra gente. Es normal. Yo creo que en ese sentido va a estar bien.

En ese futuro que planteamos después de ‘Amar es para siempre’, ¿os meteríais en otra serie diaria?

I.M.: Yo pienso en proyectos más que en formatos. Si el proyecto es precioso…

M.B.: Nunca te diré que no. Si el proyecto es interesante, lo haría. Ahora estoy de teatro con la obra Una semana nada más, junto a Javi Pereira y Marina San José, y ahí tengo un buen jaleo porque tenemos una gira muy gorda. Pero más allá del formato, yo creo que lo interesante es el proyecto y el personaje.

I.M.: A mí me pasa igual. Ahora voy a compaginar una película con Amar y he hecho otra en julio. Y me ha interesado el proyecto, no era por lanzarme a hacer cine en sí. Pero en realidad es que me gusta mucho trabajar y madrugar.

M.B.: ¡Y que te pagaban una pasta, Itziar, dilo! [risas].

I.M.: ¡Qué va, pero si hemos estado tantos años en Amar porque éramos baratos!

Has dicho que Manolita ha sido una referente para muchas mujeres. ¿Qué balance haces de haber hecho un personaje así?

I.M.: Mira, yo creo que Manolita es el personaje menos encasillado que hay en sí mismo. Ella entra con 18 años a la serie cuando era la novia de Marcelino, y ahora tiene 60. Y en todos estos años Manolita ha evolucionado muchísimo. La Manolita del principio no es la misma de ahora. Hemos pasado de la Manolita que era novia de Marcelino y no se podían casar, y le decía “por favor, hazme un hijo porque, si no, no nos vamos a poder casar ni para atrás”, a la Manolita que de repente entiende que tiene una hija lesbiana en un momento en el que la homosexualidad era condenada con la cárcel; esa Manolita feminista no era la Manolita del principio. Ella era una Manolita religiosa por la época y educación; era de derechas porque su padre era alcalde de la CEDA. Y ahora es una mujer muy feminista, con una idea muy diferente, muy revolucionaria. Es un personaje que ha evolucionado muchísimo. Y así deberíamos ser. Antes no me gustaba carne y ahora la como, porque estamos en evolución y cambiamos. Y Manolita es un ejemplo de eso. Es un referente, y es un lujo que la gente me quiera un montón.

Después de los 2.700 capítulos, ¿qué secuencia recordáis especialmente?

M.B.: Yo recuerdo cuando Manolita estaba enferma en el hospital por el atentado de Atocha y Pelayo y yo veíamos que te morías. Eso nos sacaba de nuestro lugar, porque normalmente Marcelino se dedica más a la comedia, y de repente estábamos llorando. Yo miraba a Itziar y por momentos creía que se moría. Y yo no podía parar de llorar. Yo esa la recuerdo con mucho cariño porque fue muy diferente y muy bonita. De repente estás en un plató con un equipo de 100 personas que te ve todos los días y rompían a aplaudir. Notabas la empatía entre el personaje y las personas, y a mí ésa me removió mucho.

I.M.: Yo soy incapaz de quedarme con una secuencia, pienso en muchos momentos y lo que sé es que voy a echar de menos nuestros ataques de risa de las tardes, que nos echan unas broncas los directores porque no hay manera de grabar, y no podemos mirarnos, acabamos mirando para otro lado…

M.B.: Cuando en una secuencia ves que Marcelino mira para un lado y Manolita para otro, es que no nos podemos mirar.

I.M.: Hay una gran complicidad, y ya sin mirarnos sabemos que estamos pensando en lo mismo.

¿Y si surge seguir de alguna forma, como en spin-off, lo haríais o consideráis que éste ya tiene que ser el final?

I.M.: Depende de lo que sea. Yo siento una gran fidelidad hacia Diagonal y Antena 3 porque nos han cuidado un montón y nos han tratado increíble. Somos una familia. Jaume (Banacolocha, CEO de Diagonal) es como un padre para nosotros, y si tu padre te dice “ven a comer el domingo a casa”, tú vas el domingo a comer a casa. Pero porque te apetece y te hace ilusión. Con Diagonal raro será que no trabajemos siempre que nos llamen, a no ser que tengamos algún conflicto de intereses porque estemos en otra cosa. Y lo otro no sé, ni nos lo planteamos, pero si hacen “Marcelino y Manolita en Nueva York” o en Brasil en la playa…

M.B.: Asturianos por el mundo.

I.M.: Sería divertidísimo.

¿Vais a hacer con el equipo algo especial para el final?

I.M.: Una fiesta, y estáis todos invitados porque los periodistas nos habéis cuidado mucho durante muchos años.

Manu, ¿has ayudado a algún concursante de ‘MasterChef Celebrity’ con tus consejos tras tu experiencia?

M.B.: Sí, pero no te lo puedo decir.

De las tramas de esta última temporada, ¿cómo va a ser la vuelta de Lola a casa?

I.M.: Muy emocionante y bonito. Es que, ¡qué suerte hemos tenido con nuestros hijos! Qué pedazo de actores todos: Manolín, Luisita, María, Marisol… Hemos tenido muchísima suerte con cada uno de nuestros hijos. Y el caso de Lola, que es Clara Garrido, es una pedazo de actriz que siempre está a favor de obra, que se está haciendo ocho secuencias al día y que encima es encantadora, maja y guapa. ¡Lo tiene todo!

De las series diarias es que han salido grandes actores.

M.B.: Es que si no das el callo, se te ven las vergüenzas, así que te esfuerzas más. Es otro ritmo, tienes que hacerlo bien y en menos tiempo.

Lydia Bosch, al hilo de su experiencia en ‘Mía es la venganza’, decía que a veces no estás de 10, sino de 8, y que tienes que aprender a querer esos 8, que también están muy bien.

I.M.: Aquí se hace una cura de humildad muy grande. Y a veces tienes secuencias que son más para otro personaje, y tú tienes que saber en ese segundo, tercer o cuarto lugar.

Y en las diarias una de las claves es el trabajo en equipo.

I.M.: Tenemos un equipazo.

M.B.: Y es una serie muy coral, todos tenemos nuestro protagonismo pero es una maquinaria que engloba a mucha gente y a muchos actores. Son dos platós grabando a la vez, y a veces estamos hasta tres unidades grabando. Y esto tiene que funcionar, y para que alcance un cierto nivel todo tiene que estar muy bien engranado.

I.M.: Y nos cuidamos mucho por eso. Para estar bien y para animarnos cuando no tenemos un buen día. Nos pedimos luego un vinito o un pincho de algo para animarnos, decirnos que esto es muy bonito y que somos unos afortunados de estar aquí. Es que aquí quiere entrar todo el mundo. Yo recuerdo que me encontraba con Miriam Díaz Aroca por la calle y me decía: “Quiero estar en Amar”. O Nancho Novo sentarse y decir: “No me creo que esté sentado en el Asturiano”. Fernando Cayo diciendo: “No me quiero ir de Amar”.

M.B.: O Javier Bardem, ¡que ha hecho ya tres castings y no lo cogen!

I.M.. ¡Penélope Cruz no lo ha conseguido todavía! [risas].

Para el último capítulo.

I.M.: ¿Te imaginas que esa es la sorpresa? Y las señoras diciendo: “¿Y quién es esta? Que no es ni Luisita ni Amelia ni nadie” [risas].

¿Qué haréis cuando se apague la luz en el último set?

M.B.: Emocionarnos mucho y emborracharnos mucho.

I.M.: Brindar.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Televisión

Ana Blanco se jubila: dirá adiós este sábado en ‘Informe Semanal’ tras 32 años en TVE y el Telediario

RTVE ha anunciado por sorpresa este jueves que Ana Blanco, uno de los rostros más emblemáticos de los informativos de la televisión pública, se despedirá este sábado, 24 de febrero, de los espectadores. La comunicadora presentará ese día Informe Semanal por última vez tras anunciar su definitiva retirada profesional.

Después de más de tres décadas en la televisión pública, Ana Blanco ha decidido acogerse a la jubilación anticipada a los 63 años, que se hará efectiva el 29 de marzo. En su comunicado, RTVE destaca el legado que deja Ana Blanco en la Corporación, “casa a la que seguirá ligada para siempre”.

La Corporación recuerda que “con el rigor y la profesionalidad como principales señas de identidad”, Ana Blanco ha presentado el Telediario durante más de tres décadas en casi todas sus franjas horarias, y ha participado en muchos de los programas especiales de TVE, así como en debates e informativos de las numerosas convocatorias electorales.

El pasado verano, algunos medios se hicieron eco de la supuesta decisión de Ana Blanco de acogerse a la jubilación anticipada, una noticia que, tal y como recogió verTele, fue desmentido por TVE en un momento en el que la cadena aprovechó para anunciar los nuevos proyectos que tenían con la periodista para la presente temporada. Un curso televisivo que, finalmente, Blanco no concluirá, ya que, ahora sí, ha decidido confirmar su retirada.

Ana Blanco, uno de los rostros más emblemáticos de TVE

Ana Blanco ha sido una de las caras más representativos del Telediario de TVE, siendo presentadora de casi todas sus emisiones, tanto a diario como en el fin de semana. Desde el pasado mes de septiembre ha presentado el veterano Informe Semanal, espacio que además presentó entre 2007 y 2009. El pasado otoño estuvo además al frente de la serie documental Todo cambia, un espacio que hizo tándem con la temporada final de Cuéntame y en el que analizó el pasado, presente y futuro de la sociedad española.

Por su labor ha recogido numerosos galardones a lo largo de esas décadas: Antena de Oro, Premio Ondas, Premio de la Academia de Televisión, TP de Oro, Premio del Club Internacional de Prensa, Premio de comunicación Manuel Alonso Visedo, Premio Nacional de Periodismo Pedro Antonio de Alarcón, y el Micrófono de Oro, entre otros galardones de una larga lista.

Continue Reading

Televisión

Dimite el Consejo de Informativos interactivos de RTVE tras su “desencuentro” interno por el comunicado contra Inés Hernand

Los periodistas Óscar López Canencia, Alejandro Vega y Santi Riesco han dimitido de sus cargos del Consejo de Informativos de Medios Interactivos de RTVE. Se trata de una dimisión en bloque que tiene lugar algo menos de dos semanas después de que dicho órgano emitiera un comunicado crítico con la retransmisión de la alfombra roja de los Goya 2024 que realizó Inés Hernand para RTVE Play.

Ha sido López Canencia, hasta ahora presidente y vocal más votado del ese Consejo de Informativos, el que ha compartido a través de la red social ‘X’ (antigua Twitter) su carta de renuncia “irrevocable”, apremiando para “acelerar la renovación” del órgano en cuestión.

En el texto destaca las discrepancias que han surgido entre los miembros de Medios Interactivos respecto a la gestión del área, hablando de “divorcio” en el seno interno, así como el hecho de que los profesionales de RTVE Play “no se sienten representados” por las actuaciones recientes del Consejo.

La dimisión de Alejandro Vega (director de RTVE Digital durante el mandato de José Antonio Sánchez como presidente de la corporación) habría sido la primera renuncia, de acuerdo a Bluper.

En el caso de Santi Riesco, este periodista ha aclarado en redes sociales que presentó su renuncia el sábado “por otro motivo” distinto a la cobertura de Inés Hernand, y de hecho ha sostenido públicamente que “volvería a firmar una y mil veces el comunicado sobre la falta de independencia y de cordura de esta presentadora”.

“Algunos redactores expresaron su desconfianza hacia el Consejo”

En su carta, López Canencia no establece una relación directa entre el comunicado contra Hernand y las dimisiones, pero sí la coloca como un signo culminante de la disensión.

En ella, el periodista explica los motivos para cerrar esta etapa de 10 años en el Consejo de Informativos de RTVE.es. “El último desencuentro con la redacción de RTVE Play por el comunicado sobre la alfombra roja de los Premios Goya me ha reafirmado en una decisión que no es súbita, sino que se ha ido fraguando con el paso del tiempo”, escribe, y señala que en la asamblea con los compañeros de RTVE Noticias del pasado 8 de febrero, días antes del comunicado, “algunos redactores expresaron su desconfianza hacia el Consejo”; eso sí, matizando que varios compañeros habían expresado que ese recelo no tenía que ver directamente con él.

“La confianza debe ser hacia todo el órgano representativo, que ejerce sus funciones por mandato delegado, no ad personam. Los votos se deben traducir en confianza. Si a esa falta de confianza se suma que los compañeros de RTVE Play no se sienten representados por nuestras actuaciones o piensan que se les deja al margen de las decisiones, toca hacerse a un lado y dejar que sean otros y otras los que recuperen esa confianza”, continúa.

En el comunicado también habla de los problemas surgidos durante los últimos años en torno al Consejo y se responsabiliza de esas situaciones: “Puede que la causa de esa distancia entre Consejo y redacción haya sido yo mismo, que mi idea esté desactualizada y sea el momento para dejar que entre savia nueva que revitalice un organismo que, a día de hoy, está marchito”, culmina, emplazando a que los periodistas decidan “qué consejo queréis y quién queréis que lo lidere”.

Inés Hernand se pronuncia

Tras hacerse pública la dimisión en bloque del Consejo, y ser recogida en varios medios, Inés Hernand ha respondido aclarando algunos puntos. A través de su cuenta en la red social ‘X’, la cómica y presentadora puntualiza literalmente:

  1. “No es todo el consejo”.
  2. “No es por mi comportamiento”.

“No era su competencia, al ser un espacio de entretenimiento y no informativo”.

El Consejo de Interactivos lanza comunicado

Poco después de difundirse la noticia, el Consejo de Informativos Interactivos de RTVE ha lanzado un comunicado para aclarar ciertos puntos. Recalcan que la primera renuncia fue la de Riesco, mientras que López Canencia y Vega hicieron lo propio en los dos últimos días. “Tanto Óscar López como Alejandro Vega acordaron aplazar la comunicación de su dimisión hasta la asamblea de hoy con los compañeros de RTVE Play”.

La polémica en torno al comunicado sobre los Premios Goya

Fue a principios de la pasada semana cuando ese órgano, que representa a los trabajadores de la sección digital de RTVE, manifestó su “rechazo al tono y el contenido” de la labor de Inés Hernand durante la retransmisión de los premios del cine español, paralela a la cobertura de La 1, para la plataforma. En particular, reprobaban la actitud de la cómica con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la recta final de la conexión: “Eres un icono, presi. ¡Te queremos!”, le dijo ella.

“Nos parece que el tono adulador hacia un presidente del Gobierno, sea del signo que sea, no tiene cabida en la radio televisión pública, que es la de todos. Este Consejo pedirá explicaciones a los responsables de RTVE Play y dará cuenta de las mismas más adelante”, zanjaba el comunicado.

A dicho comunicado le siguió, poco después, la respuesta de Inés Hernand, que denunciaba ser » una cabeza de turco «: “Por mucho que les duela a algunos, en mi caso personal, aunque no sea periodista, soy comunicadora y entretengo, y soy consumida para reírse conmigo o de mí. Y alrededor de la factura que cobro giran seis salarios. Así de simple”.

Luego, el propio presidente del Gobierno Pedro Sánchez también se manifestó en apoyo de la televisiva: “El icono eres tú”, dijo, referenciando el apelativo que le dedicó Hernand tanto a él como a otros famosos que se colocaron ante el micrófono de la comunicadora.

Lo cierto es que la división se había hecho visible a cuenta de este hecho, con sectores críticos con el consejo por no haberse posicionado en polémicas anteriores que habían afectado a RTVE Play.

Continue Reading

Televisión

Anna Castillo será reina por sorpresa en ‘Su majestad’, nueva comedia de Amazon con un rey huido por escándalos

Amazon Prime Video tiene nuevo proyecto de ficción entre manos. La plataforma de pago ya rueda la serie Su majestad, una comedia que gira en torno a una reina “en funciones” que asciende temporalmente al trono después de la renuncia de su padre, monarca que huye por distintos escándalos incluso de corrupción, y que según ha sabido verTele está protagonizada por Anna Castillo y Héctor Alterio.

La serie está creada, escrita y dirigida por Borja Cobeaga, responsable de la elogiada No me gusta conducir y guionista de películas exitosas como Ocho apellidos vascos y Ocho apellidos catalanes. The Mediapro Studio es la productora a cargo de la ficción, que se rueda desde hace semanas en localidades de Madrid y Castilla-La Mancha.

La trama de Su majestad toma como punto de partida la “huida” del rey Alfonso, máximo representante de la corona que decide alejarse del foco tras verse envuelto en distintos escándalos que han dañado su imagen pública. Pero su desarrollo en realidad gira en torno a cómo se ve obligada a asumir el cargo temporalmente su hija Pilar (Anna Castillo), una veinteañera con fama de rebelde que, si bien no parece la mejor opción para reinar, es la única en la línea de sucesión.

Alrededor de ese personaje estará el de Ernesto Alterio, protagonista masculino con un papel aún por descubrir. Además, entre los nombres del reparto, tal y como ha conocido este portal en exclusiva, se encuentran también otras actrices con trayectorias destacadas en series de ficción como son Lucía Díez y Belén Ponce de León.

Después de que verTele publicara esta información en exclusiva, Amazon Prime Video ha confirmado la noticia. Lo ha hecho mediante un comunicado en el que aporta algunos detalles adicionales, como el número de capítulos de la serie (siete en total con una duración de 30 minutos) y el papel que desempeñará Ernesto Alterio (dará vida al secretario real de Palacio).

Diego San José firma junto a Borja Cobeaga como creador de este proyecto, que también tiene en su equipo al guionista José Antonio Pérez Ledo y a la cineasta Ginesta Guindal (directora con Cobeaga). Sayaka Producciones acompaña a 100 Balas (The Mediapro Studio) en el ámbito de la producción.

Este es el trabajo “más ambicioso” de Diego San José y Borja Cobeaga. “Hasta ahora habíamos hecho películas o series que pasaban en bares y pisos. Aquí, por temática y por dimensiones, damos un salto hacia una comedia que transcurre en un palacio. La protagonista podría ser una chica normal, pero no se puede ser normal si eres la heredera al trono”, explica Cobeaga en el comunicado de Amazon.

La historia transcurre en España, en el año 2024. Pilar es una joven princesa y futura reina de España quien, de forma repentina y precipitada, se ve obligada a quedarse al frente de la institución tras un escándalo que salpica a su padre el rey Alfonso XIV que lo aleja de la primera línea pública durante unos meses. Pilar debe demostrarle al país que no es la irresponsable, insolente vaga e inútil que todos creen. Lo que pasa es que igual tienen razón.

Con este proyecto, Anna Castillo suma un nuevo papel en su currículum televisivo, donde figuran otras series como Un cuento perfecto y Paquita Salas de Netflix, Estoy vivo de TVE, Fácil, La línea invisible y Arde Madrid de Movistar Plus+, y Amar es para siempre de Antena 3, donde comenzó su trayectoria en TV.

Ernesto Alterio, por su parte, también añade otro trabajo en ficción a su dilatada carrera profesional, después de participar en series como Todos mienten de Movistar Plus+, y Alguien tiene que morir, Narcos y Las chicas del cable de Netflix.

Prime Video engrosa su catálogo de series propias

Con su próximo estreno en Prime Video, Su majestad pasará a engrosar un catálogo de ficción original ya extenso en la trayectoria de la plataforma en España.

Y es que además de la inminente Reina Roja, uno de los títulos más esperados de la compañía, en los últimos tiempos han ido viendo la luz proyectos propios como Los Farad, Memento Mori, Romancero, Los artistas, Un asunto privado, Sin huellas Operación Marea Negra, entre otras.

A esta hornada de ficción hay que sumar proyectos documentales y también en el entretenimiento, con el reciente anuncio de la renovación de Operación Triunfo por una nueva edición tras los datos conseguidos por OT 2023.

Continue Reading

Tendencia