Connect with us

Cocina

Arepas venezolanas

Las arepas son un alimento tradicional en algunos países latinoamericanos, donde el maíz es un ingrediente primordial en la dieta básica. Esta masa, hecha a base de harina de maíz, se cocina usualmente en una plancha amplia y suele prepararse para cocinar tandas de más de una arepa.

Las arepas venezolanas destacan de otras variedades porque su masa es más gruesa, lo que permite rellenarlas con una gran variedad de rellenos. Aunque suelen comerse en el desayuno y su preparación es muy sencilla, no las subestimes: las arepas pueden comerse a cualquier hora del día y, con un relleno lo suficientemente potente, podrán servir también como almuerzo. Todo esto ha hecho de las arepas la comida más famosa de Venezuela, así que si te gusta probar cosas nuevas, anímate y descubre cómo hacer arepas venezolanas con esta receta fácil y rápida

Cómo hacer Arepas venezolanas:
1 Echa el agua en un bol, añade la cucharadita de sal y disuélvela. Ve agregando la harina precocida de maíz poco a poco.
2 Una vez la hayas echado toda, ve amasando hasta formar una masa homogénea.Sigue amasando hasta que te quede completamente integrada. Déjala reposar por unos 5 minutos y retoma el amasado. Si, después de dejarla reposar, la masa está muy líquida o muy seca, añade más harina o agua respectivamente.
Forma bolitas medianas con la masa, con esta receta te saldrán unas 8 arepas. Comienza a aplanarlas con las palmas de las manos para hacer la forma tradicional de la arepa. Deben quedar de al menos 1 centímetro de grosor.
4 Coloca una cucharadita de aceite en una plancha y extiéndelo sobre toda la superficie con ayuda de un papel de cocina. Calienta y lleva las arepas a la plancha. Cocina a fuego bajo hasta que veas que se han endurecido de un lado. Entonces, voltéalas y déjalas dorar por el otro lado.Truco: Hay quienes las prefieren más gruesas o más delgadas, ¡prepáralas a tu gusto!

5 Haz un corte en uno de los lados de las arepas y ve cortando a lo largo de toda la circunferencia. Ábrelas y rellénalas con queso y mantequilla. Este paso es opcional, pero puedes meterlas todas al horno por 10 minutos a 170 ºC para que el queso se derrita y las arepas se doren un poco más.

Truco: Para evitar que el relleno se salga, no abras toda la arepa, solo la parte superior por la que meterás el relleno.

Sirve tus arepas venezolanas en el desayuno o cena y disfrútalas. No hace falta que las acompañes con nada más que un delicioso jugo de frutas. ¡Buen provecho

Arepas – Rellenos, sugerencias y otras recetas

Hay pocos límites cuando se trata de rellenar arepas. Quizás el único sea rellenarlas de algo dulce, pues todos los ingredientes que las acompañan siempre suelen ser salados. Puedes hacer arepas vegetarianas o arepas con carne, puedes hacer arepas con ensalada o arepas con embutidos: ¡lo que se te ocurra! Además, también puedes variar el tipo de queso que usas. Si puedes encontrar queso venezolano o queso latino blanco, ¡te aseguramos que quedarán buenísimas! Aquí te dejamos otras ideas de para tus recetas de arepas:

  • Arepa pabellón (con relleno de pabellón criollo)
  • Arepas rellenas de caraotas negras
  • Reina pepiada (arepas de aguacate y pollo)
  • Arepas rellenas de plátano maduro y queso

Además de hacerlas asadas, es muy común disfrutar de las arepas venezolanas fritas. Estas se fríen en abundante aceite y su corteza crujiente es deliciosa. Para probarlas, solo tienes que seguir nuestra receta de arepas fritas venezolanas.

Además de prepararlas como plato principal, muchos venezolanos disfrutan de las arepas como guarnición de platos como los sancochos de carne, la pisca andina, etc. ¡Son perfectas para mojar en salsas y caldos!

Sea cual sea el tipo de arepa que quieras preparar, podrás elaborarlas con harina de maíz blanca o amarilla. Puesto que cada vez se han hecho más populares, es muy posible que encuentres harina precocida de maíz en cualquier supermercado. Si no la encuentras precocida, también puedes prepararlas con harina de maíz regular.

 

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cocina

Pastelitos fríos de nectarina

¡Qué rica es la fruta de verano y cuántos postres ricos se pueden hacer con ella!

Hoy te hemos preparado unos pastelitos de nectarina, facilísimos de hacer, con esta delicada fruta y galletas de chocolate picadas y espolvoreadas. No necesita horno, solo cocer la fruta al fuego con agua, azúcar, vainilla y luego añadir la gelatina y la nata montada con azúcar.

Ingredientes
4 nectarinas
4 gramos de azúcar
200 mililitros de nata para montar
1 pizca de vainilla
4 láminas de gelatina
8 galletas de chocolate
1 ramita de hierbabuena

1. Corta las nectarinas
Pela las nectarinas y córtalas en trocitos retirando los huesos. Pon al fuego la fruta en una cacerola con 1 vaso de agua, añade la mitad del azúcar y una pizca de vainilla, remueve y deja cocer 10 min. Mientras, hidrata la gelatina en agua tibia.

2. Añade la gelatina
Retira la cacerola del fuego, tritura las nectarinas y añade la hojas de gelatina bien escurridas. Remueve hasta que se disuelvan y deja enfriar.

3. Monta la nata
Monta la nata con el resto del azúcar a punto de nieve y añádela a la crema anterior.

4. Enfría la crema
Rellena unos cuencos con la crema de nectarinas y mételos en la nevera. Machaca las galletas hasta que las reduzcas prácticamente a polvo. Espolvorea los platos con este polvo, desmolda encima los pasteles y decora con la hierbabuena lavada.

Fuente: Lecturas.

Begoña Montané.

Continue Reading

Cocina

Paella con costilla, salchichas y verduras

Se trata de una paella de montaña con salchicha y costilla. Elaborada con ingredientes sencillos y muy económicos, esta paella es una auténtica delicia. Y es que el arroz queda entero, jugoso y con un sabor a campo que conquistará a todo el mundo.

Como en todos los arroces y paellas, para que este plato quede exquisito es fundamental escoger un buen producto y usar un caldo, lleno de intensidad, que le aporte mucho sabor. Por lo que se refiere al arroz, elige uno redondo, tipo bomba, ya que, además de absorber muy bien los sabores del caldo, no se apelmaza.

Y un apunte más: una vez hayas incorporado el arroz, no lo remuevas con una cuchara. Simplemente cógelo por las asas y mueve un poco la paellera. Así te quedará de fábula.

Y si la prefieres de verduras y pollo, mira esta opción.

Ingredientes

360 gramos de arroz redondo
200 gramos de salchichas
200 gramos de costillas de cerdo separadas y troceadas
1 pimiento rojo
1 pimiento verde italiano
100 gramos de guisantes
200 mililitros de tomate triturado
2 dientes de ajo
1,2 litro de caldo de carne
2 cucharadas de pimentón dulce
Tomillo
Sal
Aceite de oliva

1. Prepara la carne
Limpia las costillas, retirando cualquier posible resto de huesos rotos, trocea las salchichas y condimenta ambas con sal.

2. Corta el pimiento
Limpia los pimientos, eliminando el tallo y las semillas, lávalos, córtalos por la mitad y retira las nervaduras blancas, porque pueden amargar. Corta pimiento rojo en tiras y pica fino el verde. Pela los dientes de ajo y pícalos.

3. Dora las costillas
En una paella, con un buen chorro de aceite y unas ramitas de tomillo lavado y seco, dora las costillas y las salchichas por todos lados.

4. Rehoga los pimientos
Añade los dos tipos de pimiento, mezcla y sigue rehogando a fuego medio durante un rato, hasta que los pimientos empiecen a perder textura.
5. Agrega el pimentón
Incorpora el ajo picado y el pimentón y rehoga unos minutos, removiendo de vez en cuando, para que el pimentón no se queme. Añade el tomate triturado y prosigue la cocción a fuego medio hasta que se evapore el agua que suelta.

6. Incorpora el arroz
Vierte el caldo caliente, remueve y añade el arroz, formando una cruz sobre la paella. Reparte de modo uniforme por toda la superficie. Añade también los guisantes y la sal y, sin volver a tocar el arroz, déjalo cocer 10 minutos a fuego fuerte.
7. Tapa con un paño
Luego, baja la temperatura al mínimo y déjalo cocer otros 8 minutos. Una vez pasado este tiempo, retira la paella del fuego, tápala con un paño limpio y deja reposar 5 minutos.

EL TRUCO

En temporada, añade los guisantes recién desgranados ¡ya verás qué sabor!

Consejos para la paella de montaña con salchicha y costilla

Si utilizas guisantes congelados, debes calcular que necesitarán unos 10 minutos de cocción. En cambio, si son de lata, bastará con ponerlos 2 minutos antes de finalizar la cocción.
Además de las costillas y las salchichas, también puedes agregar unos trocitos de pollo. Y si quieres que tenga más vegetales, puedes incorporar unos espárragos trigueros, unas judías verdes o unas alcachofas.

Si quieres que el arroz quede “socarrat” (ligeramente agarrado). Añade al sofrito más aceite de lo normal y cuécelo hasta que caramelice. Luego, al final de la cocción del arroz, sube el fuego.
Si te han entrado ganas de descubrir otras recetas similares, toma nota de la paella de verduras, pollo y conejo, del arroz con salchichas y costra de huevo o del arroz amarillo con pollo y verdura.

Fuente: Lecturas.

Jani Paasikoski.

Continue Reading

Cocina

Tortitas de patata con aguacate y huevo poché

Mira de qué forma más fácil y con ingredientes económicos y que tienes por casa puedes preparar una cena estupenda, completa y vistosa.

Para las tortitas, la única dificultad es rallar la patata y darles forma planita.

 

Ingredientes
4 patatas
4 huevos
2 cucharadas de vinagre
2 aguacates
Tallos de cebollino
Aceite de oliva
Pimienta
Sal

Cómo hacer tortitas de patata con aguacate y huevo poché

1. Ralla las patatas
Pela las patatas, lávalas con agua fría y sécalas con papel absorbente de cocina. Pásalas por un rallador de orificios gruesos y disponlas en un cuenco.

2. Forma las tortitas
Condiméntalas con una pizca de sal y de pimienta recién molida, y mezcla. Toma cuatro porciones de patata rallada y aplástalas con la palma de las manos para formar unas tortitas.
3. Fríelas y retira
Calienta un fondo de aceite en una sartén, añade una tortita y fríela, unos 2 minutos por cada lado, hasta que se dore. Retírala con una espátula y déjala escurrir en un plato forrado con papel absorbente. Repite la operación con las tortitas que quedan.

4. Calienta el agua
Pon al fuego una cazuela con abundante agua, una pizca de sal y el vinagre, y lleva a ebullición. Baja la intensidad de la llama para mantener un hervor suave y haz un remolino en el agua, removiendo con una cuchara de madera.
5. Haz los huevos poché
Incorpora los huevos con cuidado, de uno en uno, y cuécelos 3 minutos. Retíralos con una espumadera, escurriéndolos bien, y colócalos en una fuente.

6. Parte el aguacate
Parte los aguacates por la mitad, retira el hueso y córtalos en láminas. Lava el cebollino, deja unos tallos enteros y pica el resto.

7. Decora y sirve
Distribuye las tortitas en 4 platos y dispón encima el aguacate. Corona con los huevos poché y hazles un corte. Espolvorea con sal y pimienta recién molida, decora con el cebollino y sirve enseguida.

Continue Reading

Tendencia